Hay personas que se mantienen en sus puestos de
trabajo gracias a sus habilidades de comunicación
y a su estilo agradable, gente que logra más cosas
que los demás con el mismo perfil.

Esto mismo pasa en las entrevistas, tienen más
oportunidades de una segunda reunión y de continuar
con el proceso de búsqueda, ¿Quiénes?

Aquellos que:

– Gozan de simpatía. Son gente positiva, armoniosa,
 con buena llegada a los demás.
– Logran conectarse desde las emociones con el otro
 detectando así sus necesidades y respondiendo en
 la entrevista en base a ello.
– Son honestos con su historia, conocen sus
 limitaciones y trabajan sobre ellas
– Están atentos en la conversación, mirando a los
 ojos, no distrayendo su mirada con el entorno.

Todo esto, está señalando que, aparte de tener
técnicamente todo lo necesario para el puesto, hay
que poder tener, ciertas características personales,
las cuales favorecen la llegada de algunos y no la
de otros.

Las personas agradables tienen una positiva
influencia sobre los demás.

Para algunos será natural; para otros será necesario
desarrollar ciertas actitudes y características.

Solo hay que animarse y proponerse el cambio, empezar
a trabajar en uno mismo aquello que hace la diferencia
entre unas y otras personas.

– Ellos tienen mejores resultados, son más felices
 y más exitosos
– Son humildes, no son arrogantes ni egoístas, ni
 tampoco vanidosos
– Saben ponerse en lugar de los demás, no prejuzgan
 sino comprenden
– Tienen sentido del humor, saben reír y la risa es
 contagiosa, inundan el ambiente de energía positiva,
 contribuyen a la distensión
– Son optimistas, nada peor que un quejoso y pesimista
 para ir quedándose solo
– Son respetuosos, pacientes. No les gusta interrumpir
 cuando otros hablan
– Favorecen el rendimiento, ¡Cuánto mejor trabaja
 un equipo, con integrantes que tengan esta
 característica!
– Tienen una apariencia atractiva, su tono de voz, su
 mirada a los ojos cuando hablan, su mano firme cuando
 la estrechan, su apariencia física armoniosa
– Obtienen trabajos más rápido, tiene mejores
 relaciones laborales, encuentran amigos fácilmente,
 su red de contacto la saben mantener y hacer crecer
– La personalidad de un líder se ve resaltada por el
 factor simpatía
– Este tipo de personas son más reconocidas y recordadas
 que las demás, otro punto importante en una red de
 contacto; ser tenido en cuenta por la misma red.

Lic. Ana María Gueli Enriquez

Anuncios